Los impactos ya perceptibles del cambio climático en la región serán más intensos en el futuro