Ciudades no están preparadas para periodos intensos de lluvia

San Luis Potosí, SLP.- Durante su visita a la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, el doctor Jordi Morató Farreras, catedrático de la Universidad Politécnica de Cataluña, España habló de la importancia de la gestión sostenible del agua, su captación y aprovechamiento. 
 
El biólogo participó con el tema “Repensar las ciudades” en la Conferencia Internacional sobre Recursos Naturales y objetivos de Desarrollo Sostenible para América Latina, organizada por los Programas Multidisciplinarios de Posgrado en Ciencias Ambientales y la Agenda Ambiental de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, en colaboración con Center for Natural Resources and Development y el Institute for Technology and Resources Management in the Tropics and Subtropics.
 
Esta es la tercera visita del doctor Jordi Morató a la Máxima Casa de Estudios, con la cual tiene tiempo colaborando a través de las Facultades del Hábitat e Ingeniería: “específicamente en la Facultad del Hábitat hemos preparado diferentes propuestas de colaboración y vinculación  para los próximos meses. La vinculación es fundamental, hoy en día la ciencia avanza gracias a la cooperación científica entre diferentes grupos y universidades, que también están trabajando con administraciones públicas, ONG,  y diferentes instituciones con el objetivo de hacer redes con la participación de expertos para tratar un mismo problema”. 
 
“Hoy en día tenemos retos y problemas tan grandes en todo el mundo, que ningún individuo tiene la solución, por lo que debemos diferentes especialistas unirnos y por lo tanto trabajar conjuntamente para resolverlos; gran parte de este trabajo es internacional, el mundo está globalizado y muchos problemas son comunes en todo el mundo, por lo cual es importante transferir experiencias y conocimiento”.  
 
Como coordinador de la Cátedra UNESCO de Sustentabilidad y coordinador del Grupo de Gestión Sostenible de Agua, en entrevista habló de la importancia del aprovechamiento de este importante recurso en temporada de lluvia, y señaló: “El problema de las inundaciones por las lluvias lo sufrimos muchos países, en general el problema es que las ciudades no están adaptadas a los cambios que están sucediendo, y nosotros en el Mediterráneo, estamos expuestos a sequias muy largas, pero a la vez a periodos de lluvia intensa, con un patrón bastante similar a lluvias fuertes durante periodos cortos de tempo, por tanto las ciudades se tienen que preparar”. 
 
“Es evidente que hoy en día, en las ciudades tenemos que repensar muchos aspectos y este es uno de los principales temas. Desde las universidades tenemos una gran labor en trabajar conjuntamente para repensar las ciudades, y hay mucho por hacer. 
Si hablamos del agua, las ciudades deben tener un diseño mucho más sensible al agua, incorporando elementos filtrantes  en las zonas de jardines, que puedan filtrar e infiltrar el agua de lluvia y por otra parte aprovecharla; se ha perdido la costumbre de tener cisternas de agua para poder aprovecharla y creo que se puede rescatar esto”. 
 
Mencionó que en Brasil, se tiene un programa para aprovechar el agua de lluvia muy interesante a través de cisternas, y explicó: “si somos capaces de aprovechar gran parte del agua que cae, ya no se inundarán tanto las calles. Son procesos y medidas que conjuntamente han trabajado arquitectos, biólogos, sociólogos entre otros; la idea es que se generen propuestas y que obviamente se cumpla parte de la legislación o se implemente una nueva legislación para implementar estas medidas”. 
 
El doctor Morató Farreras, agregó que toda urbanización y las viviendas deben tener un sistema de recolección de agua pluvial: “resulta que la autoridad debería obligar a que esto sucediera, y si esto no ocurre tenemos un problema importante, por lo tanto debe de haber un control por parte de las autoridades para que se cumpla la legislación en este aspecto. Pero toda calle debe tener un sistema de recolección y canalización de agua pluvial”. 
 
Detalló que algunas ciudades de Europa y América Latina se han tenido que adaptar para instalar depósitos de aguas de lluvia: “por ejemplo cuando llueve muy fuerte en Barcelona tenemos montañas detrás y el mar, el agua inundaba las partes bajas de la ciudad, por lo tanto instauraron depósitos de aguas pluviales para captar este recurso y mantenerla durante un periodo importante para evitar inundaciones, este es un importante ejemplo y medidas que son básicas para todas las ciudades”.   
 
Finalmente el doctor Jordi Morató Farreras, catedrático de la Universidad Politécnica de Cataluña, España, señaló que los edificios e infraestructura de las casas también deben ser adaptados para este tipo de contingencias climatológicas: “debe haber una normatividad y hacerla cumplir para que los constructores se vean obligados a realizar obras adaptadas a las lluvias”.

Fuente/Imagen: Plano Informativo ©

NB: Press Cutting Service 

Los artículos compartidos en The Urban Gateway son tomados de la prensa internacional con fines a mantener informados a los usuarios de la plataforma sobre temas de interés. La opinión expresada en este artículo es la del autor y no refleja en absoluto la opinión de ONU-Hábitat.